Blogia
El musolari errante

San Antonio

San Antonio Una de mis debilidades musicales (y también emocionales) son desde hace mucho tiempo ese tipo de cantantes torturados que son capaces de conseguir que llore hasta la última fibra del ser de uno, sobre todo cuando hay motivos más o menos subjetivos para ello. Me estoy refiriendo a gente como Morrissey -cualquier letra que uno pueda escribir sobre el amor o el odio, puedes estar seguro de que ya la ha escrito él, Noel Gallagher dixit), el gran Roy Orbison, Thom Yorke...

Hoy me quiero ocupar brevemente de quien quizá es el representante español genuino de esta clase de artistas: Antonio Vega. Su carrera musical fue bendecida por el éxito desde los tiempos de Nacha Pop y él por la devoción absoluta de sus fans, mientras que su vida ha estado marcada por el desarraigo, los problemas con las drogas y las desgracias personales. Todo esto, sin embargo, no ha sido óbice para que su legado musical sea mayúsculo, con un estilo frágil y preciso que alcanza con frecuencia la sensiblidad más desarmante. Canciones como "Lucha de gigantes", "Seda y hierro" o la mil veces versionada "Chica de ayer" dan fe de la importancia de este compositor, un grande.

El objetivo de este post es daros a conocer la letra de una de sus canciones menos famosas, a pesar de que fue single de su concierto básico no hace demasiado. Antonio nos cuenta aquí la historia de un guerrero de gran poder que, sin embargo, esconde el secreto de un alma agonizante. La letra, como muchas suyas, construye el cuerpo de la canción a partir de detalles impresionistas muy particulares que sólo alcanzan significado pleno al final, cuando uno es capaz de sentir cómo se funden la dulce voz y las tensas armonías de guitarra.

El motivo de que os hable de esto es que esta canción es muy especial para mí, pues me llegó en un momento difícil y me ayudó a superarlo, mostrándome que la felicidad no es la única forma de salir adelante. Aún hoy puedo identificarme con muchos de sus versos, que en cierto modo pueden resumirse en la frase que actualmente me da nombre en el msn: Nec spes nec metu, Ni miedo ni esperanza.

Espero que os anime a buscar la canción; la letra sin la música está como coja, a pesar de ser preciosa.

San Antonio

Al partir dejó a su amada el corazón
Y sin él en la batalla sin piedad luchó

Ira del infierno, el enemigo le llamó
Pero él, aventurero,
Romántico señor
Mas allá de las montañas se perdió
Y tan sólo su mascota le siguió
De un ejército vencido el último bastión

Aventurero, romántico señor

San Antonio Junio 13 ya llegó
Esta noche ladra un perro, llama una voz
Late un corazón sin dueño
Nunca lo encontró
Nunca lo encontró

Sin dolor, pensó en la tierra que dejó
Entre el barro y las estrellas decoró su mansión
Ante el espejo su cara le asustó
A una lagrima reseca se aferró
Dejó pasar el tiempo hasta acabar la contienda,
luego en busca de su corazón partió

Mas allá de las montañas se perdió
Hoy su sombra deambula sin dirección
Solo algunos recuerdan cómo sucedió
Aventurero,
Romántico señor
San Antonio Junio 13 ya llegó

Esta noche ladra un perro, llama una voz
Late un corazón sin dueño
Nunca lo encontró
Nunca lo encontró

San Antonio junio 13 ya llegó...

Mas allá de las montañas se perdió...
¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres.

8 comentarios

lucia -

ke esta el sa gonsa lez es la mejor can tante del mundo

nomelose -

nose

Cluje -

Venga Jesús, no hay que ser tan pesimista, también algunas canciones "guitarreras" tienen buenas letras. Ahora sí, esta canción es una pasada.

JesusMRubio -

Pocas canciones bonitas con letra quedan, ahora abunda todo lo guitarrero, pero canciones preciosas como estas ya te digo yo que seran eternas.

Ramón -

Espero que te guste la música, Lola, ya dirás que te parece.

Irene, si te gustan los santos, has leído el poema de Rubén "Los motivos del lobo"? También te recomiendo la canción "Santos que yo te pinté", de los Planetas.

Lola -

preciosa letra que no conocía y cuya música está bajándose ahora mismo.

Añado a la lista "El sitio de mi recreo" y "Se dejaba llevar por ti", ambas también colocadas en momentos concretos de mi vida.

Sara -

Ya sabes otra canción para el próximo concierto que nos des

Irene Adler -

Una letra preciosa, me encantan las cosas que tienen que ver con santos. Eso me recuerda a una canción de Sting que se llama "Saint Agustin in Hell" y a una pieza de Mahler que se llama "San Antonio de Padua predicando a los peces" (que es justo lo que yo hago en clase).
¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres
¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres